24 de abril de 2003 | Salones
DOSSIER NOVEDADES VOLKSWAGEN
NOVEDADES VOLKSWAGEN

Volkswagen Touran

1. El Interior: versatilidad, originalidad y detalles inteligentes
2. Máximo espacio sobre mínima superficie
3. Motores y cajas de cambios: inyección directa con caja manual de seis marchas
4. Tren de rodaje: inicio de una nueva generación
5. Equipamiento: numerosos detalles de confort y seguridad en todas las versiones


New Beetle Cabriolet

1. Carrocería: calidad y seguridad de máximo nivel
2. La capota del New Beetle Cabriolet
3. La seguridad pasiva en el New Beetle Cabriolet
4. El comportamiento estructural
5. Espacio interior: un modelo vanguardista de cuatro plazas en la categoría de los descapotables compactos
6. Motores y cambios: primer cambio automático de seis marchas en esta categoría
7. Suspensiones
8. Equipamiento


Volkswagen Touran


Coche multivariable para la familia, el tiempo libre y los negocios

Volkswagen amplía su gama de modelos introduciendo el innovador monovolumen compacto Touran. Junto con el Sharan y el Multivan, el mayor fabricante de automóviles de Europa presenta su tercer modelo en su gama de monovolúmenes.

Son de diseño totalmente nuevos la carrocería, el espacio interior, el chasis y la transmisión del Touran, que está disponible en versiones de cinco y –como opcional- siete plazas independientes. Entre los numerosos detalles interesantes del nuevo monovolumen, conviene destacar la muy buena habitabilidad y el elaborado concepto del espacio interior, así como las suspensiones vanguardistas y un novedoso sistema de transmisión. En relación a la competencia, el Touran se distingue por sus extraordinarias aptitudes en la utilización cotidiana, por su versatilidad y por las posibilidades de empleo del vehículo como coche para la familia y el tiempo libre.

En la categoría media inferior, el llamado segmento A del mercado o la “clase Golf”, los monovolumen de tipo “MPV” (Multi Purpose Vehicle) constituyen, en Europa, el segundo grupo más numeroso. En concreto, se vendieron –en 2001- alrededor de 1,2 millones de monovolúmenes de esta categoría, con un 22,4 por ciento de cuota de mercado. A largo plazo parece, según algunos pronósticos expertos, que este segmento irá ganando aún mayor cuota de mercado.


1. El Interior: versatilidad, originalidad y detalles inteligentes

  • 5 ó 7 plazas con una capacidad de maletero de hasta 1.989 litros y detalles elaborados con perfección

  • De serie, seis airbags, reposacabezas activos, y cinturones de tres puntos de anclaje en todas las plazas

    Los modelos Golf y Polo ya lo han demostrado: las medidas exteriores no definen necesariamente la categoría de un vehículo. Los extraordinariamente ergonómicos asientos, el imponente puesto de conducción de alta calidad y la agradable sensación de espaciosidad que transmite el habitáculo, crean una muy verdaderamente confortable atmósfera interior. Además el Touran ofrece la más generosa altura interior en su categoría (1,02 metros delante y 0,99 metros en la segunda fila de asientos), una distancia entre los pedales y el extremo posterior de la segunda fila de asientos de 1,68 metros, una anchura de 1,46 metros entre los brazos delante y 1,48 metros atrás, y una longitud máxima de maletero de 1,75 metros. Estas medidas y la capacidad de maletero de hasta 1.989 litros (versión de 5 plazas), propician que los usuarios del Touran puedan disponer de innumerables posibilidades de variación interior.

    El Touran ofrece hasta tres filas de asientos, posibilitando así la máxima versatilidad; en definitiva una insólita y muy práctica flexibilidad de uso que se consigue no sólo gracias a la configuración de asientos en la segunda fila y los asientos escamoteables (opcionales) en la tercera fila, sino también al estudiado y sofisticado diseño del espacioso interior.


  • Interior Touran I

    El espacio del conductor y del acompañante: el airbag del acompañante es desactivable y –en caso de accidente- se retraen los pedales

    Al igual que todas las restantes plazas del Touran, también los asientos delanteros se distinguen por sus excelentes propiedades ergonómicas. De hecho, estas plazas sobresalen por tener un diseño totalmente nuevo. Comparado con berlinas convencionales, la posición de asiento es algo más elevada (631 milímetros) y los ya citados 1.020 milímetros de espacio libre sobre la cabeza marcan un récord en esta categoría. Los asientos delanteros pueden regularse 254 milímetros en longitud. La plaza para el conductor puede ajustarse –de serie- 61 milímetros en altura.

    La protección de conductor y acompañante consta de reposacabezas activos y airbag frontales, así como módulos laterales. El airbag de acompañante puede desactivarse mediante una cerradura situada en la guantera. Para mejor protección del conductor, los pedales de embrague y freno se retraen en caso de colisión frontal. Como el conductor del Touran va sentado en una posición elevada, Volkswagen ha modificado el mecanismo del pedal del acelerador, que normalmente tiene un alojamiento superior, y en el Touran, sin embargo, está alojado en el suelo del bastidor. De este modo, es posible realizar largos trayectos sin que se fatigue el pie que acciona el acelerador.

    Numerosos espacios portaobjetos hacen que la conducción sea más confortable y segura.

    También sugieren una formidable utilidad práctica los múltiples espacios y estuches portaobjetos situados en la zona de las plazas delanteras. Como ejemplo, mencionar que el Touran incorpora debajo de ambos asientos anteriores un espacio portaobjetos o –desde la versión de acabado Trendline- un espacioso cajón para los objetos más voluminosos. En la parte superior del salpicadero se ubica otro estuche provisto de tapa con cerradura. Las versiones Touran sin techo corredizo disponen de una amplia consola de techo provista de tres estuches independientes que se pueden abatir hacia abajo. Uno de estos espacios está diseñado para alojar unas gafas de sol.

    Otro vano portaobjetos dotado igualmente con cerradura se ha integrado en la consola central. Los ocupantes disponen igualmente de dos espaciosos vanos integrados en las puertas, donde pueden alojar un envase de refresco de un litro (también en las puertas traseras). Más abajo del alojamiento para el equipo de radio se ha ubicado otro vano. Éste y la guantera son refrigerables a través del climatizador.

    El salpicadero presenta un concepto totalmente nuevo; todos los mandos del Touran pueden accionarse de forma segura e intuitiva.

    En todos los puntos y lugares donde el conductor encuentra elementos conocidos, como por ejemplo el mando principal de luces, se han empleado nuevas soluciones, cuyas funciones básicas permiten el uso intuitivo de los respectivos elementos de control. También hay detalles que aumentan considerablemente el confort sin que el conductor lo note a primera vista; así por ejemplo, al engranar la marcha atrás, la ventilación cambia automáticamente al modo de aire circulante.

    También la climatización ha sido objeto de un meticuloso estudio en el Touran. Una de las posibilidades es el sistema “Climatic”, de sencillo manejo. La otra opción es el novedoso “Climatronic de dos esquinas” (equipo automático con regulación independiente de temperatura y caudal de aire para conductor y acompañante), para el que se han desarrollado un concepto de mandos totalmente nuevo e igualmente intuitivos.

    Las funciones del Climatronic están concentradas en tres mandos giratorios y distintas teclas integradas. A través de los dos mandos exteriores, el conductor o el acompañante pueden elegir independientemente la temperatura deseada. La velocidad de giro de la turbina de ventilación se regula mediante una rueda situada en el centro. En este lugar también se encuentra el interruptor principal para desconectar el equipo. En el elemento regulador de la izquierda, se han integrado los botones para la luneta térmica posterior y la función de desempañamiento. En el elemento del lado derecho, se ubican las teclas para funcionamiento automático (Auto) y el modo sin refrigeración (Econ).

    Información y entretenimiento de serie: radio RCD 300 con reproductor de CD (de serie) br>
    Debajo del panel de mandos del sistema de calefacción y climatización está alojado el equipo de audio, que es parte del equipamiento de serie ya desde la versión de base, formado por un módulo de radio con reproductor de CD integrado, modelo “RCD 300”. La nueva generación de radios presenta un concepto de mando y un diseño estético en consonancia con los equipos que se instalan en el nuevo todo terreno Touareg. Estos sistemas se distinguen por sus muy bien estructuradas funciones, con tres teclas a cada lado para utilizar los menús de control, el funcionamiento del lector de CD y las memorias para emisoras de radio. Los ocupantes reciben toda la información necesaria a través de una amplia pantalla monocromática digital.

    Además de un cambiador para seis CD, los clientes también pueden equipar el Volkswagen Touran con un sistema de navegación combinado con el aparato de radio. También como extra, se puede solicitar una preinstalación de teléfono, incluido un soporte para aparatos móviles, sistema “manos libres” y una nueva antena de dos bandas situada en el techo.


  • Interior Touran II

    La segunda fila de asientos: sus tres butacas independientes, que se pueden desmontar, abatir, ajustar longitudinalmente y cambiar de lugar, son mucho más que una simple banqueta

    Las tres plazas independientes en la segunda fila de asientos se pueden regular con comodidad y facilidad longitudinalmente, cambiar de lugar, así como abatir o desmontar por completo. El peso de los asientos exteriores es 15,9 kilos y el de la plaza central 15,7 kilos. También gracias a la alta posición de asiento (676 milímetros), las plazas proporcionan a los ocupantes muy buena sujeción y apoyo del cuerpo, así como un muy buen confort en los desplazamientos largos. En esta parte del habitáculo, la altura libre sobre la cabeza es 989 milímetros.

    En la segunda fila de asientos, se observa el cuidado excepcional que se ha puesto en el diseño de los más insignificantes detalles. Como ejemplo, mencionar las bolsas y mesitas plegables en la parte posterior de los respaldos delanteros. La plaza central utilizable igualmente como mesa, los huecos portaobjetos en el suelo interior delante de los asientos y voluminosos espacios en las puertas (también con elementos portaenvases para botellas de un litro) prestan valiosos servicios durante los viajes.

    Llama la atención con qué facilidad se pueden manipular los asientos, especialmente por la simplicidad de los mecanismos de regulación y variación. Para ajustar los asientos longitudinalmente, se requiere únicamente tirar hacia arriba de una ergonómica palanca. Si se desea abatir bien el respaldo o bien todo el asiento hacia delante o desbloquearlo antes de desmontarlo, se requiere únicamente utilizar unos prácticos tiradores.

    Seguridad para los pequeños: anclajes Isofix de serie para sillas de niños en las plazas exteriores; cinturón de tres puntos de anclaje también en las plazas centrales

    Las personas que ocupan el Touran se desplazan óptimamente protegidas. Entre otros aspectos, se han instalado airbags laterales en las plazas de la segunda fila de asientos. Las tres butacas tienen cinturón de seguridad de tres puntos de anclaje y reposacabezas. Si no se ha de usar el cinturón en la butaca central, permanece enrollado y anclado automáticamente en el techo. En las plazas exteriores, se han instalado además anclajes Isofix para el montaje de sillas de niños especialmente adecuadas. Además de favorecer la visibilidad (las lunas laterales pueden bajarse totalmente), la elevada posición de los asientos permite que los padres abrochen con más facilidad los cinturones de seguridad de los niños.

    A semejanza de las berlinas medias y grandes, el Touran también tiene en esa parte dos rejillas de salida de aire y una toma de corriente de 12 voltios que puede utilizarse para alimentar de corriente eléctrica a una pequeña nevera opcional, que iría anclada en el suelo, en lugar del asiento intermedio. En el maletero, también se dispone de una toma de corriente de 12 voltios.


  • Interior Touran III

    Tercera fila de asientos opcional: asientos independientes escamoteables en el suelo interior; numerosos portaobjetos, espacios y cinturones de tres puntos de anclaje

    Como opción, el Touran puede equiparse con una tercera fila de asientos. Se ha decidido que esta posibilidad sea opcional, ya que son muchos los clientes que no precisan de este incremento de plazas. Al pedir la versión Touran de siete plazas, Volkswagen pone a disposición de los clientes un monovolumen, cuya sexta y séptima plaza proporcionan a dos ocupantes adultos máxima comodidad y seguridad en viajes largos. Mediante la regulación en distancia de las butacas de la segunda fila, los ocupantes de la tercera fila de asientos pueden ajustar con comodidad el espacio que desean.

    Si no van a ser utilizados, los asientos de la tercera fila se pueden abatir de forma muy fácil y cómoda. De esta forma, los restantes ocupantes disponen de una espaciosa zona de carga en la parte trasera. Los asientos también pueden abatirse independientemente de forma simétrica. Las butacas abatidas se elevan únicamente 183 milímetros sobre el suelo. Por supuesto en estas plazas, los ocupantes también disponen de cinturones de tres puntos de anclaje y reposacabezas regulables en altura. Cuando no se necesita utilizarlos, estos elementos se pueden desmontar y alojar de forma fácil en un espacio concebido expresamente para ello en el suelo.

  • Interior Touran IV

    El maletero: con 695 litros de capacidad en la versión de cinco plazas; la capacidad máxima de maletero es 1.989 litros

    En el lateral y el suelo del maletero se observan huecos portaobjetos en los que se pueden alojar de forma práctica y segura los objetos, que si no permanecerían sin fijación en ese espacio. Hasta para el triángulo señalizador se ha previsto un hueco independiente, situado en el guarnecido interior del portón posterior.

    El maletero también se distingue por sus muy buenas aptitudes en cuanto a la versatilidad y la utilidad práctica. En la clásica versión de cinco plazas, la capacidad es 695 litros y -según la versión de equipamiento- la carga máxima admisible es de 660 kilogramos. Si se ha instalado la más completa configuración con siete plazas, todavía se dispone de 121 litros de capacidad detrás de la tercera fila de asientos. Cuando se han desmontado los asientos de la segunda fila y se han escamoteado los de la tercera, la capacidad de carga llega hasta 1.913 litros. Desmontando la segunda fila de asientos en la versión de cinco plazas, esa capacidad puede llegar hasta 1.989 litros. Esta cifra representa un récord en esta categoría de vehículos.

    El elemento cubremaletero de la versión de 7 plazas puede instalarse de forma segura detrás de la segunda o la tercera fila de asientos

    Otro ejemplo de la cuidada elaboración de todos los detalles es el sofisticado diseño del cubremaletero enrollable. Éste elemento puede instalarse tanto detrás de la segunda, como de la tercera fila de asientos. De esta forma se evita que éste elemento tenga que depositarse en el suelo del Touran cuando viajen seis o siete personas. Una red de fijación de la carga, un gancho retráctil para colgar bolsas situado en el panel lateral del lado derecho y una adicional toma de corriente de 12 voltios completan el equipamiento funcional que sitúa a este nuevo monovolumen de Volkswagen como uno de los más prácticos y versátiles de su categoría.


    2. Máximo espacio sobre mínima superficie

  • Un 62 por ciento del monocasco se compone de elementos de acero especial, unidos mediante soldadura láser

  • El portón posterior abre en dos etapas; novedoso mecanismo limpiaparabrisas

    Desde el punto de vista de la línea exterior, el Touran transmite la sensación de ser significativamente más grande que una berlina media. Una comparativa -por ejemplo con el Golf Variant- revela que Volkswagen ha sido capaz de obtener una excelente habitabilidad en un reducido perímetro. Con 4.391 milímetros, la longitud del Touran es prácticamente igual a la de un Golf Variant (4.397 mm). La anchura del nuevo monovolumen (1.794 mm) es cerca de seis centímetros mayor. Como sería de esperar, la mayor diferencia se registra en la altura: sin barras de techo, el Touran mide 1.652 milímetros de alto, que son alrededor de 16 centímetros más que el Golf Variant.

    Con 69,5 metros de cordones de soldadura láser y elementos de acero de muy alta resistencia se ensambla un bastidor monocasco muy seguro y de alta calidad

    La estructura autoportante del Touran se compone mayoritariamente de elementos de acero completamente galvanizados, unidos a través de soldadura láser. En total, se realizan 69,5 metros de cordones de soldadura láser, mediante los que se unen los distintos elementos que componen el rígido bastidor monocasco, cuyas propiedades de deformación programada protegen a los ocupantes en accidentes de tráfico. La rigidez y la seguridad en caso de choque están reforzadas adicionalmente mediante una alta cantidad de elementos de acero de muy alta resistencia. Como ejemplo, citar que el 62 por ciento del monocasco consta de este tipo de elementos de acero, de alta o de muy alta resistencia. Gracias a la refinada y novedosa manera de unir los componentes estructurales, la rigidez del bastidor monocasco es excelente, lo que reduce los movimientos torsionales y flexionales, así como desagradables rumorosidades y rozamientos procedentes de los componentes. Por otro lado, estas propiedades también influyen de forma muy positiva en el comportamiento dinámico del vehículo.

    “La forma obedece a la función”: la línea exterior de este Volkswagen insinúa la extraordinaria funcionalidad

    La característica línea exterior del Touran se distingue por las dimensiones contenidas de los voladizos (delante 877 mm, detrás 836 mm) y una distancia entre ejes de 2.677 milímetros. En conformidad con la utilidad práctica del vehículo, las puertas llegan hasta muy abajo, penetrando incluso de forma parcial en los extremos inferiores del chasis. Sorprende igualmente la amplitud de apertura de las puertas (delante 837 mm, detrás 887 mm), lo que permite que los ocupantes accedan con gran comodidad y facilidad. Los paragolpes pintados del mismo color que el resto de la carrocería (negros en la versión Conceptline) protegen al Touran de pequeños golpes, por ejemplo al aparcar.

    Desde la versión Trendline, los espejos retrovisores exteriores –con intermitencias integradas- van pintados también del mismo color que la carrocería al igual que los tiradores exteriores de las puertas. El diseño homogéneo de la línea exterior del Touran lo acentúan las amplias superficies acristaladas laterales, perfectamente enrasados. Las barras de techo, proporcionan distintas ventajas de utilidad práctica, a la vez que transmiten una sensación de mayor dinamismo. En las versiones Conceptline y Trendline, esos elementos son de color negro; en el Touran Highline son cromadas.

    A partir de la versión Trendline, también está cromada la emblemática rejilla frontal. También los faros tienen un embellecedor cromado. Estos grupos ópticos constan de elementos reflectores multiformes y albergan las luces de cruce y carretera, las intermitencias y los pilotos de posición. Si alguna vez fuera necesario sustituir una lámpara fundida, ésto puede hacerse sin problema, ya que las fijaciones son de tipo rápido o un “sólo toque” (sistema “one touch”), al igual que en las luces traseras. Los faros antiniebla opcionales (de serie en versiones Highline) se encuentran emplazados en la parte inferior del faldón delantero. Como opción, los clientes también pueden equipar el Touran con faros bixenon.

    Los voluminosos pilotos son de corte redondo e integrados homogéneamente en la superficie. En la parte trasera, se advierte igualmente la amplitud de la abertura en la carrocería y el espacioso portón. La altura de cierre del portón posterior es sólo 557 milímetros. Como detalle técnico interesante sobresale el hecho de que la “quinta puerta” del coche abre en dos etapas: gracias al empleo de muelles accionados por presión de gas en varias etapas o “Inter Stop”, el portón abre inicialmente hasta una altura de 1.822 milímetros (medida desde la cerradura). Con relación a este mismo punto, la segunda posición de apertura se eleva hasta 1.958 milímetros.

    Perfecta visibilidad: en posición de descanso, los limpiaparabrisas permanecen sumergidos; en acción, proporcionan máxima visibilidad

    Las dos raquetas limpiaparabrisas son accionadas por un mecanismo contrarrotante, por lo que proporcionan máxima limpieza y visibilidad a través del cristal. La amplitud del campo de barrido es particularmente amplia en el lado del acompañante. En cuanto al funcionamiento del sistema, es interesante que cada segunda vez que se desactiva el equipo, las escobillas se desplazan finalmente un poco hacia arriba y, al descender nuevamente, flexionan las gomas de los elementos para que permanezcan mirando una vez hacia arriba y la siguiente hacia abajo. Esta técnica alarga considerablemente la duración de las escobillas.

    Otro detalle, que tampoco es muy común en la categoría del Touran: al detener el vehículo, la velocidad de los limpiaparabrisas se reduce automáticamente a un intervalo más lento. Al circular nuevamente a más de 8 kilómetros por hora, se activa de nuevo la anterior velocidad más rápida. Otra función que contribuye a aumentar el confort es la activación automática del limpiacristales trasero al engranar la marcha atrás con el limpiaparabrisas en funcionamiento.

    En vez de tener que accionar de forma manual los limpiaparabrisas después de haber activado el sistema de lavado, este mecanismo “inteligente” se encarga de hacerlo automáticamente: cinco segundos después del último accionamiento, el sistema elimina de forma automática las salpicaduras de agua que queden en el cristal. Por otra parte, si el conductor acciona el equipo lavaparabrisas durante más de dos segundos, el sistema de control activa la segunda velocidad de accionamiento.


    3. Motores y cajas de cambios: Inyección directa con caja manual de seis marchas

  • Nuevos motores 2.0 TDI de 136 CV y 1.6 FSI de 115 CV

  • Motores FSI y TDI con cambio de seis marchas de serie

    En esta primera fase de comercialización, están disponibles dos versiones de motorización turbodiesel de inyección directa y una con inyección directa de gasolina. En este contexto, despuntan por su carácter vanguardista el 2.0 TDI con culata de cuatro válvulas y el potenciado 1.6 FSI. El sofisticado motor de inyección directa de gasolina da 115 CV / 85 Kw, la potencia de los motores TDI es 100 CV/ 74 Kw y 136 CV/ 100 Kw. Independientemente de la motorización elegida, el Touran cumple estrictamente la norma de emisiones EU 4. A partir del mes de agosto, este modelo estará disponible además con un motor 1.6 de gasolina de 102 CV/ 75 Kw y, posteriormente, otro FSI con 2,0 litros de cilindrada y 150 CV / 110 Kw.

    Todas las motorizaciones se distinguen tanto por sus reducidas cifras de consumo como por los largos intervalos de servicio. En las versiones con motor de gasolina, no necesita revisión ni cambio de aceite antes de 30.000 kilómetros. Los TDI no requieren servicio antes de 50.000 kilómetros.

    Como novedad en esta categoría: todos los Touran FSI y TDI tienen de serie caja de cambios manual de seis marchas. Posteriormente, si el cliente así lo desea, las versiones TDI también podrán equiparse con el nuevo cambio automatizado DSG (“Direktschaltgetriebe”) o cambio de doble engranado, de seis marchas. Esta transmisión combina de manera novedosa las ventajas de un cambio automático con la agilidad y la economía de un cambio manual. Para el motor FSI se dispone además de una nueva y muy confortable transmisión automática-secuencial de tipo Tiptronic, con seis marchas.

    El Touran 1.6 FSI: sofisticado modelo de inyección directa de gasolina y 115 CV/ 85 Kw

    El Touran 1.6 FSI tiene un interesante motor de inyección directa de gasolina de última generación. Frente a la mecánica empleada actualmente en el Golf y el Bora, que rinde 110 CV/ 81 Kw, la potencia del motor FSI para el Touran es 115 CV/ 85 Kw, también a 5.800 revoluciones por minuto, gracias a las modificaciones técnicas efectuadas en el mismo y que lo hacen más apto para este modelo. En cuanto al par máximo, el Touran FSI proporciona 155 Nm a 4.000 revoluciones (Golf/Bora: 4.400 rpm).

    El Touran tiene un motor 1.6 con bloque de aluminio, que se distingue por sus buenas propiedades acústicas. Como ejemplo, citar que el nuevo mecanismo de distribución tiene una cadena acústicamente optimizada. Para reducir aún más las rumorosidades mecánicas, también se ha modificado la carcasa que alberga el mecanismo de distribución. Esta nueva versión del motor FSI ha recibido retoques en el sistema de refrigeración de la culata, la bomba de aceite (para optimizar el consumo), el intercambiador de calor entre el aceite y el agua, el sistema de variación continua del desplazamiento del árbol de levas y el método de combustión, incluido el sistema de doble inyección. Un sistema de admisión optimizado, un sistema de alimentación de combustible en dependencia de la solicitación efectiva y el perfeccionado equipo de depuración de gases de escape contribuyen a que el 1.6 FSI sea uno de los motores de gasolina más eficientes en esta categoría de cilindrada.

    Para acelerar de 0 a 100 km/h, el Touran 1.6 FSI requiere 11,9 segundos. El consumo promedio de este monovolumen –que puede llegar hasta 186 kilómetros por hora- es 7,4 litros de gasolina súper sin plomo cada 100 kilómetros, en un ciclo europeo homologado. El consumo extraurbano es de 6,2 litros.

    El Touran 1.9 TDI : 250 Nm de par motor, cumplimiento de la norma de emisiones EU4; la autonomía llega hasta 1.000 kilómetros

    Al igual que la motorización antes comentada, también merece destacarse el conocido y muy valorado motor 1.9 TDI con una cilindrada de 1.896 centímetros cúbicos. La potencia es 100 CV/ 74 Kw (a 4.000 rpm). El par motor máximo es de 250 Nm, que ya están disponibles a partir de 1.900 vueltas. Al igual que el 2.0 TDI, este motor incorpora un catalizador de dos vías por oxidación y, por lo tanto, cumple estrictamente con la norma de emisiones UE4. Con el motor 1.9 TDI, el nuevo monovolumen Touran llega hasta 100 kilómetros por hora en 13,5 segundos. La velocidad punta es 177 km/h. Como ya se sabe por los modelos Polo y Golf, este TDI proporciona excelentes cifras de consumo: en un ciclo UE homologado, el promedio es 5,9 litros cada 100 kilómetros. Gracias al empleo de un depósito con 60 litros de capacidad, ésto significa que la autonomía puede llegar hasta 1.000 kilómetros. El consumo interurbano es 5,2 litros.

    El Touran 2.0 TDI: nacimiento de un TDI de nueva generación

    El motor TDI, sin duda uno de los motores diesel de 4 cilindros más prestigiados del mundo, vuelve a subir un escalón en su eficiencia al presentar la versión 2.0 TDI que va a ser estrenada en el Touran. Se trata del primer motor turbo diesel de Volkswagen, cuya novedosa inyección directa de tipo inyector-bomba se ha combinado ahora con la técnica de cuatro válvulas por cilindro. El primer representante de esta nueva generación de motores TDI tiene una cilindrada de 1.968 centímetros cúbicos y entrega una potencia máxima de 136 CV/ 100 Kw. Entre 1.750 y 2.500 revoluciones por minuto, ya se dispone de un impactante registro de par, de 320 Nm.

    Por esta razón, no sorprende que el Touran 2.0 TDI proporcione tan excelentes prestaciones. Concretamente, es capaz de acelerar de 0 a 100 kilómetros por hora en 10,6 segundos. Para recuperar de 80 a 120 km/h en quinta marcha, el Touran –con cambio manual de seis marchas de serie- requiere únicamente 9,5 segundos. La velocidad máxima de este nuevo Volkswagen es 197 km/h.

    Teniendo en cuenta estas buenas prestaciones, llaman la atención las contenidas cifras de consumo de combustible: en el ciclo UE homologado, el consumo medio es 6,0 litros cada 100 kilómetros. Por otra parte, el Touran consume en promedio 7,6 litros en el ciclo urbano y sólo 5,2 litros en el extraurbano.

    El nuevo 2.0 TDI tiene dos árboles de levas en culata; las válvulas son accionadas mediante balancines provistos de rodillos antifricción con sistema de autorreglaje hidráulico; las unidades inyector-bomba se accionan a través del árbol de levas de escape, mediante balancines con rodillo, y se utiliza un turbocompresor con turbina de geometría variable.

    La culata refrigerada por líquido, que fluye del lado caliente al frío, tiene dos conductos de admisión en disposición “tangencial”, en cada cilindro, y válvulas en forma de una “estrella girada”.

    El Touran 2.0 TDI es el primer coche con motor diesel en esta categoría que cumple la norma de emisiones EU4.

    Gracias a la combinación de la tecnología de cuatro válvulas por cilindro y la inyección directa de alta presión de tipo inyector-bomba, es la primera vez que un coche diesel de esta categoría cumple la norma de emisiones UE4. Un elemento muy importante para cumplir con esta exigente norma medioambiental son las boquillas dispersoras de diseño optimizado situadas en la punta de los inyectores y provistas de orificios cónicos. No menos importante que este aspecto es también la nueva geometría de la cámara de combustión, donde llama la atención una extensión en posición central, que ayuda a optimizar las emisiones de escape. Para el motor con culata de cuatro válvulas, también se ha desarrollado especialmente una nueva generación de unidades inyector-bomba, que se distingue por un diseño muy compacto, una ligeramente más elevada presión de inyección en régimen de carga parcial y algunas otras medidas para combatir con eficacia la rumorosidad mecánica. En definitiva, este sistema de inyección contribuye en gran medida a la alta calidad general del motor, lo que redunda en una significativa disminución del consumo, del orden de un 8 por ciento en comparación con un motor de dos válvulas de potencia similar.

    Todos los modelos FSI y TDI tienen –de serie- caja de cambios manual de seis marchas

    Como primicia en esta categoría de vehículos, el Volkswagen Touran FSI y TDI equipa de serie una caja de cambios manual de seis marchas. Este nuevo cambio se distingue por una carcasa de magnesio, accionamiento mediante cable de mando y recorridos de palanca muy cortos. Nuevos elementos sincronizadores de tipo llamado “tricónico” proporcionan un tacto todavía más agradable, en las marchas inferiores. Gracias a la optimización cuidadosa de numerosos detalles, como por ejemplo el empleo de rodamientos antifricción, ha mejorado de forma significativa la efectividad mecánica del cambio, lo que también contribuye a optimizar el consumo de combustible de los motores. La fuerza de tracción se transmite, en todos los modelos, a las ruedas delanteras. En lo referente al sistema de embrague, la nueva caja de cambios tiene un embrague monodisco en seco y volante de inercia bimasa.

    Las cajas de cambio se diseñaron teniendo en cuenta las prestaciones, de manera que permitieran alcanzar la velocidad máxima en la quinta marcha (FSI). La sexta marcha permite circular a regímenes más bajos, con lo que se reduce el consumo, pero dispone aún de suficiente empuje para afrontar todo tipo de situaciones de marcha sin mayores complicaciones y sin necesidad de reducir. Gracias al empleo de una carga de aceite de por vida, la caja de cambios no requiere mantenimiento alguno.

    Novedad de transmisión en esta categoría: como opcional, el Touran es el único coche de esta categoría que está disponible con caja automática de seis marchas

    Una innovación también muy interesante es la caja de cambios automática de seis marchas de tipo Tiptronic opcional para el 1.6 FSI. El Grupo Volkswagen es el único fabricante del mundo que ofrece la posibilidad de elegir, en esta categoría, una caja de cambios automática de seis marchas acoplada de forma transversal. Los programas de cambio se adaptan automáticamente a las condiciones de marcha (como por ejemplo tramos de ascenso o uso de remolque). Si el conductor así lo desea, también puede seleccionar las marchas de forma manual mediante la función de cambio secuencial Tiptronic.

    En cuanto al diseño mecánico, el nuevo cambio de seis marchas se caracteriza por el empleo de un conjunto de satélites de tipo “Ravigneaux” combinado con una unidad satélite simple y cinco elementos de conexión accionados de forma electrohidráulica. Una unidad de control electrónico independiente gestiona las funciones de cambio y la comunicación de éste con el motor y los restantes grupos pertinentes del vehículo. Esta caja de cambios es capaz de transmitir más de 300 Nm de par del motor. Por lo que se refiere a la sencillez del mantenimiento, la caja tiene una carga de aceite por vida, por lo que no requiere ningún mantenimiento en este sentido.

    No existe hoy otro monovolumen en el mundo que pueda equiparse con un cambio automatizado

    Es muy problable que no exista en el mundo una caja de cambios más novedosa que el cambio automatizado llamado “DSG” (Direkschaltgetriebe) o de doble engranamiento. Este sistema ha sido desarrollado en Volkswagen. De ahora en adelante, se empezará a instalar igualmente en combinación con motores TDI: concretamente, en el Touran 1.9 TDI y 2.0 TDI. Con el cambio automatizado, se han armonizado de forma fascinante el confort de una caja automática y la agilidad y el consumo contenido de un cambio manual. Al igual que el nuevo cambio manual antes mencionado, la caja “DSG” también tiene seis marchas.

    El grupo va incorporado de forma transversal y se caracteriza en primer lugar por la utilización de dos embragues “húmedos” (mayor resistencia a altas temperaturas que sistemas “secos”), cuyo accionamiento está controlado electrohidráulicamente. El primer embrague denominado “K1” acciona las marchas de números impares (incluida la marcha atrás), el segundo elemento llamado “K2” las de números pares. De hecho, sería hasta correcto afirmar que se trata de dos cajas de cambio en una. Al engranar manualmente las marchas con el cambio automatizado, ya no se perciben los típicos cortes de tracción, que suelen caracterizar a este tipo de transmisiones. Además de un muy agradable confort de uso, el nuevo sistema transmite una incomparable sensación de dinamismo y, al mismo tiempo, un tacto formidable y muy confortable.

    Estos positivos atributos son fruto del empleo de una unidad de control electrohidráulica inteligente llamada “Mechatronik”, que tiene dos embragues húmedos y, respectivamente, dos árboles de toma y salida de fuerza. Esta combinación de elementos permite que la siguiente marcha permanezca activa de forma “latente”, hasta que le sea impartida la orden defintiva para engranarse, lo que entonces se cumple de forma inmediata. Para explicarlo con más claridad: mientras el coche se desplaza con la tercera marcha introducida, por ejemplo, la cuarta ya está engranada, pero no transmite fuerza. En cuanto se llega hasta el punto de cambio ideal, “abre” el embrague de tercera marcha y “cierra” simultáneamente el de cuarta. La acción de inserción de una marcha se efectúa en cuestión de tres o cuatro centésimas de segundo, menos de lo que tarda un parpadeo de ojos.

    Además de la modalidad totalmente automática, el cambio automatizado proporciona la función Tiptronic. En ambos casos, aunque ésto signifique tener que incurrir en repeticiones, la sensación de tacto que transmite el cambio es extraordinaria, ya que va desde un confort de incomparable nivel hasta una inmensa alegría de conducir. Antes que nada, los conductores de orientación deportiva notarán que las marchas “entran casi solas”, como si se hubiera pulsado un botón. A través de la captación de la velocidad de ruedas mediante los sensores del ABS, la unidad de control del sistema garantiza, entre otras cosas, que el sistema no efectúa cambios innecesarios o indeseados, por ejemplo al empezar a trazar.

    Desde esta perspectiva, es válido que el motor con el cambio automatizado acoplado gira constantemente en el régimen óptimo, ya que todas las marchas transmiten inmediatamente fuerza de tracción. En este sentido, no es tampoco menos relevante el hecho de que la nueva caja de cambios proporciona una extraordinaria agilidad y cifras de consumo similares a los de un cambio manual, así como casi las mismas prestaciones en cuanto a aceleración y velocidad máxima.

    En el deporte automovilístico, ya hace tiempo que se emplean cajas de cambios de este tipo, pero que no podían trasladarse de esta forma a vehículos de serie, ya que no proporcionaban el necesario confort de uso por falta de adecuados medios de control mecánico y electrónico. Volkswagen ha solventado elegantemente estos difíciles problemas mecánicos: además de nuevos componentes hidráulicos, ha desarrollado el complejo sistema “Mechatronik”, sin el que no hubiese sido posible utilizar el cambio automatizado “DSG”.


    4. Tren de rodaje: Inicio de una nueva generación

  • El nuevo tren de rodaje proporciona máxima agilidad y seguridad activa

  • Refinado sistema de brazos telescópicos delante y avanzado diseño multibrazos detrás

    El hecho de que el nuevo Volkswagen transmita constantemente una agradable sensación de respuesta, así como una agilidad extraordinaria y un elevado grado de seguridad y protección se debe, entre otras cosas, al nuevo diseño del tren de rodaje. El eje delantero con brazos telescópicos cuenta con brazos transversales trapezoidales en su parte inferior. En el eje trasero, se observa un nuevo eje de cuatro brazos oscilantes. Tres brazos oscilantes transversales y un brazo longitudinal en cada lado garantizan el guiado preciso de las ruedas.

    Eje delantero con brazos telescópicos. Subbastidor con disposición muy exacta de todos los elementos

    El eje delantero consta de dos brazos telescópicos unidos al subbastidor central mediante los brazos transversales trapezoidales en la parte inferior. El diseño de este eje tiene como objetivo alcanzar un elevado nivel de sujeción y estabilidad y combinar máximo confort de conducción con muy buen comportamiento dinámico. Como elemento medular del tren delantero, se ha instalado un subbastidor de aluminio fijado en seis puntos, aislados acústicamente, a la carrocería, con lo que se reducen las transmisiones de ruidos al interior del habitáculo. Los elementos que lo forman, que son los brazos oscilantes transversales, la barra estabilizadora y el mecanismo de dirección, se suministran a las líneas de producción en forma de un módulo premontado, cuyos componentes ya están alineados con precisión.

    Los brazos oscilantes transversales cuentan con cojinetes de goma con un nuevo tarado. Estas unidades permiten ajustar con precisión la suspensión de la rueda en sentido axial y, por lo tanto, contribuyen a optimizar el confort de conducción. Por otra parte, la extremada rigidez de los mismos en sentido radial influye positivamente en el guiado de las ruedas y permite agilizar los giros.

    Se prestó especial atención a la inclinación de la carrocería, que suele ser acusada en el caso de los monovolumenes. Mediante el efectivo acoplamiento de la barra estabilizadora al brazo telescópico y los cojinetes mejorados se ha conseguido disminuir de forma significativa el balanceo de la carrocería en curva sin perjudicar el confort.

    Aspectos interesantes del eje trasero de cuatro brazos oscilantes del Touran: inédita combinación de dinamismo y confort de conducción en esta categoría

    También puede considerarse una novedad el nuevo desarrollo del eje trasero de cuatro brazos oscilantes. En combinación con el eje delantero con brazos telescópicos, se ha creado una nueva generación de trenes de rodaje que proporciona un equilibrio de comportamiento dinámico y confort de conducción inédito hasta la fecha en esta categoría. La compacta suspensión independiente de cuatro brazos consta de tres elementos transversales y uno longitudinal. Esta configuración permite ajustar de forma independiente el comportamiento elástico, tanto en sentido de marcha, como transversalmente. También el eje trasero va unido a la carrocería mediante un subbastidor. Al igual que en el eje delantero, la característica torsionalmente blanda y radialmente rígida de los elementos de goma y metal en los que va alojado el grupo, refuerzan la excelente respuesta de la barra estabilizadora.

    El muelle y el amortiguador van montados de forma independiente; el muelle se apoya en el larguero. El amortiguador va unido fijo con el elemento portarrueda. Debido a las propiedades específicas de la rueda al amortiguar, se produce el llamado efecto autodireccional, que garantiza un comportamiento neutral o ligeramente subvirador en todas las situaciones de marcha y carga. A fin de mejorar el confort, los cojinetes de metal-goma para el apoyo de los brazos longitudinales en la carrocería se caracterizan por su gran flexibilidad en sentido axial. La gran separación existente entre los amortiguadores permite contar con una gran anchura útil de carga.

    La servodirección electromecánica ahorra combustible y reduce claramente influencias molestas; dirección asistida en función de la velocidad

    Es la primera vez que Volkswagen instala de serie un sistema de dirección asistida con accionamiento electromecánico, en un vehículo de esta categoría. En relación a los servosistemas hidráulicos convencionales, esta solución proporciona ahorros considerables de combustible, además de que puede ajustarse a las características del vehículo con mayor precisión que otros sistemas, ya que ofrece constantemente el grado de asistencia justo en función de la velocidad. Es de destacar el hecho de que ya no se percibe prácticamente en el volante ningún golpe o influencia alguna de la transmisión. La electrónica de control permite además programar distintas características específicas, como por ejemplo, tener en cuenta las diferencias de peso que puede haber entre las distintas versiones de equipamiento. Cada variante del Touran garantiza constantemente un comportamiento de dirección óptimo.

    Otra ventaja de este sistema de dirección asistida es que el volante vuelve con suavidad a su posición central. Digno de mención también es su capacidad de “aprendizaje”: si el viento incide acusadamente en los flancos del vehículo o un lado de la calzada está inclinado, el sistema detecta estas particularidades y las compensa tras una necesaria fase de aprendizaje, ahorrando un esfuerzo suplementario al conductor y permitiendo circular de manera relajada en línea recta.

    Llantas y neumáticos: versión básica con llantas de 15” y neumáticos de 195 de ancho, versiones Trendline y Highline con llantas de 16” y neumáticos de 205 de ancho

    El equipamiento de serie de la versión Conceptline del Touran tiene llantas de 15 pulgadas y neumáticos de medida 195/65 R 15. Debido al empleo de elementos de acero multifase de muy alta resistencia, una llanta de acero pesa menos de 7,6 kilogramos, pese a que cada rueda soporta una carga de 600 kilogramos. En la versión Trendline, el Touran equipa llantas de 16 pulgadas y neumáticos de medida 205/55 R16. La versión de gama alta Touran Highline equipa llantas de aleación ligera (modelo “Hockenheim”) en diámetro de 16 pulgadas.

    Cuatro frenos de disco y control ESP de serie, con asistente de frenada

    El Touran se detiene gracias a cuatro frenos de disco. Los discos delanteros son autoventilados y tienen un diámetro de 288 milímetros. Los traseros tienen 260 milímetros de diámetro. El freno de mano actúa sobre las ruedas traseras. El equipamiento de serie de todas las versiones del Touran comprende igualmente el programa electrónico de estabilización ESP, incluyendo el sistema antibloqueo de frenos ABS, bloqueo electrónico del diferencial EDS, control antipatinamiento ASR y asistente de frenada.


    5. Equipamiento: numerosos detalles de confort y seguridad en todas las versiones

  • Tres versiones: Touran Conceptline, Touran Trendline y Touran Highline

  • Versión inicial ya con 6 airbags, ESP, asistente de frenada y radio con reproductor de CD

    El nuevo monovolumen de Volkswagen está disponible en tres versiones de equipamiento llamadas Touran Conceptline, Touran Trendline y Touran Highline. El Touran 2.0 TDI se comercializa en la versión Trendline y Highline. En todas sus versiones, el Touran tiene una gran cantidad de detalles interesantes, como por ejemplo seis airbags, ABS, ESP –incluido servofreno de emergencia-, cierre centralizado con mando a distancia por radiofrecuencia, elevalunas eléctricos delanteros y equipo de audio con radio y lector de CD integrado entre otros muchos elementos.


    EQUIPAMIENTO DE SERIE

    CONCEPTLINE

  • Airbags para conductor y acompañante, con desactivación para airbag del acompañante
  • Airbags de cabeza para pasajeros de la parte delantera y trasera
  • Airbags laterales para conductor y acompañante
  • ABS, ASR,EDS, ESP
  • Barras longitudinales en el techo (color negro)
  • Radio CD reproductor
  • Cierre centralizado con control remoto
  • Climatic
  • Preinstalación anclajes ISOFIX
  • Espejos exteriores regulables eléctricamente y calefactables con intermitentes integrados
  • Llantas de acero 6J x 15 y neumáticos 195/65 R 15
  • Elevalunas delanteros eléctricos
  • 3 asientos individuales en la 2ª fila, desplazables longitudinalmente, abatibles y desmontables.

    TRENDLINE

  • Molduras laterales en color carrocería
  • Tempomat
  • Computadora de a bordo
  • Parrilla cromada
  • Cajones portaobjetos
  • Alfombrillas delanteras y traseras
  • Llantas de acero 6 1/2J x 16 y neumáticos 205/55 R 16

    HIGHLINE

  • Llantas de aleación "Hocknheim" 6 1/2J x 16 y neumáticos 205/55 R 16

  • Climatronic "2-Corner" con regulación de temperaturas independientes para conductor y acompañante
  • Barras longitudinales en el techo aluminio pulido
  • Volante, pomo de la palanca de cambios y empuñadura del freno de mano en cuero
  • Asientos delanteros deportivos
  • Faros antiniebla
  • Embellecedores de aluminio en cuadro de instrumentos y revestimiento interior de puertas
  • Sistema de alarma antirrobo


    EQUIPAMIENTO OPCIONAL

  • Dispositivo de remolque desmontable
  • Nevera y bolsa térmica
  • Climatronic "2-Corner" (de serie en Highline)
  • Suelo de carga variable (diversos espacios portaobjetos)
  • Tapizado de cuero
  • Red de separación
  • Sistemas de audio con 8 altavoces
  • Cargador 6 CD's integrado en el apoyabrazos central delantero
  • 3ª fila de asientos (2 asientos individuales abatibles sobre el suelo de carga)
  • Techo corredizo
  • Instalación de Teléfono
  • Faros de Xenon


    Nota: El equipamiento descrito en este documento corresponde al del Touran para el mercado español.


    Volkswagen New Beetle Cabriolet


    Para disfrutar de un Cabrio todos los días del año

  • New Beetle Cabriolet: sucesor de más de un millón de Golf y Escarabajos descapotables

  • El nuevo Beetle Cabriolet combina su carácter y un estilo de vida con una máxima utilidad práctica

    El nuevo New Beetle Cabriolet, original, optimista, es también la continuidad en las formas juveniles y la simpatía positiva que transmitía la versión descapotable del histórico Escarabajo, que ya entonces marcaba el comienzo de una época siendo el primer Volkswagen Cabrio. Con toda la actualización que supone el paso de los años, el nuevo Cabriolet ofrece unos valores emotivos inspirados en el placer de conducir al aire libre como expresión de un cierto estilo de vida que algo tiene que ver con el de entonces, y unas características técnicas que le delatan como un vehículo nuevamente innovador para su tiempo.

    La relación entre el New Beetle Cabriolet y el Escarabajo descapotable tiene así un trasfondo de filosofía común. El clásico Escarabajo fue un símbolo del milagro económico inherente a aquel período de la historia, que permitió a millones de personas empezar a disfrutar de su sueño de movilidad, con el componente de libertad e independencia que eso suponía. La traducción al final era también un cierto toque de exclusividad curiosamente al alcance de la mayoría pero no por eso menos especial. En la actualidad el clásico Escarabajo se ha convertido en un coche de culto.

    En cuanto al Escarabajo descapotable, la primera generación original se presentó en 1949 y, desde el primer momento, inició una carrera triunfal como descapotable de cuatro plazas, que democratizó de algún modo la conducción al aire libre. Sobre una base que había madurado con el paso del tiempo y perfectamente práctica en la utilización cotidiana, aquel descapotable proporcionaba un inmenso placer a techo abierto. El New Beetle Cabriolet es una modernísima interpretación de ese solicitado concepto de vehículo. Un coche descapotable que expresa un estilo de vida, el gusto por hacer que cada día sea un poco más especial sin renunciar a la funcionalidad.


    1. Carrocería: calidad y seguridad de máximo nivel

  • El New Beetle Cabriolet continúa la línea exterior más famosa del mundo

  • Protección antivuelco y estructura de acero muy resistente dan seguridad

    Aunque indiscutiblemente existen unas diferencias abismales entre el Escarabajo descapotable y el New Beetle Cabriolet, por lo que se refiere a la construcción es interesante observar que las dos carrocerías se inspiran de algún modo en la misma línea exterior, posiblemente la más conocida del mundo. Sin ánimo de copiar al clásico original, las líneas del New Beetle Cabriolet con la capota plegada en la parte trasera recuerdan en varios aspectos al Escarabajo descapotable. A diferencia de la gran mayoría de los actuales modelos descapotables, la lona plegada no desaparece en un espacio debajo de una tapa, sino que permanece perfectamente visible como un detalle estilístico que es parte del concepto de diseño del nuevo New Beetle Cabriolet.

    Esto se ha podido realizar gracias al desarrollo de un novedoso mecanismo de repliegue mucho más plano que el del clásico Escarabajo descapotable. Desde la perspectiva lateral, tanto el original como el nuevo modelo presentan una línea similar: la capota plegada algo sobresaliente y la trasera con su típica inclinación.

    La combinación de elementos clásicos y modernos permite continuar con la tradición de Volkswagen y reinterpretar la línea exterior de una forma totalmente nueva

    Como ejemplos de la combinación armoniosa de elementos clásicos y modernos, citar la línea básica de la carrocería, que se distingue por la forma de acoplar las aletas, donde van integrados los faros redondos, y los ondulados capós anterior y posterior.

    El acceso al espacio interior del New Beetle Cabriolet con la capota plegada da una sensación de libertad diferente: una inmensa espaciosidad del techo abierto entre los pilares delanteros y los imaginarios pilares traseros. Debido al pequeño parabrisas, como los que solían tener casi todos los coches hasta mediados de los años ochenta, la gran mayoría de conductores y acompañantes consideraban muy normal el viajar muy apartados del parabrisas y expuestos a unas considerables turbulencias de aire. Y todo ésto a cielo abierto. En cambio, los actuales coches descapotables tienen un espacioso parabrisas, cuyo marco ejerce además distintas funciones, tanto portantes como de protección antivuelco. Por esta razón, resulta evidente que la barra superior del marco del parabrisas limite en una cierta medida la sensación de libertad hacia arriba.

    En el New Beetle Cabriolet, sin embargo, ocurre todo lo contrario. Las plazas delanteras se encuentran más cerca del eje delantero, la base del marco del parabrisas también está más avanzada. Este diseño transmite una muy placentera sensación de conducción al aire libre, que se ve reforzada a través de la posición un poco más centrada de los asientos.

    En relación al New Beetle con techo fijo, la línea exterior no presenta mayores diferenciaciones estéticas, salvo los detalles específicos de un coche descapotable. También la elegante capota de lona desplegada traza una línea muy similar a la del techo rígido de metal en la berlina. Se observa como novedad que los intermitentes laterales van integrados respectivamente en el espejo retrovisor exterior.

    Nuevos colores acentúan la extraordinaria simpatía del nuevo Cabrio; un deflector de viento evita las molestas corrientes de aire

    Llama mucho la atención la nueva gama de colores desarrollada especialmente para el New Beetle Cabriolet. Como ejemplos, citar las tonalidades pastel llamadas “Aquarius Blue”, “Mellow Yellow” y “Harvest Moon”, cuyas denominaciones ya insinúan la simpática orientación positiva de este nuevo automóvil descapotable. Como opcional, los clientes tienen a disposición un protector aerodinámico, que se instala en la parte trasera. Este elemento elimina las turbulencias en el espacio interior al desplazarse a alta velocidad. Además de desmontable, es plegable, lo que permite alojarla con comodidad en el maletero del coche. Éste tiene una capacidad de 201 litros y una toma de corriente de 12 voltios.


    2. La capota del New Beetle Cabriolet

    La capota está realizada en un tejido textil de gran resistencia. El accionamiento de la capota funciona mediante un sistema de apertura electrohidráulica. Los tres ejes del varillaje tensor, que se oculta detrás del revestimiento del techo, permiten plegar la capota en forma de “Z”. Las tres zonas de repliegue constan del segmento situado directamente detrás de los pilares delanteros –donde está integrado el mecanismo de cierre-, un segmento central y la parte posterior, donde se ha integrado la luna térmica de cristal mineral. Este diseño proporciona una altura de la capota plegada muy poco elevada. Por otra parte, ha permitido que el equipo de ingenieros haya podido realizar un mecanismo de cierre manual fácil y cómodo de usar.

    Sin rendijas para el viento: con el techo cerrado, las lunas laterales permanecen perfectamente encajadas en los perfiles de goma laterales y al abrir el techo bajan automáticamente 60 milímetros

    El mando para abrir la capota con una sola mano está situado en la barra delantera del varillaje. De hecho, consta de un pomo abatible, que permanece normalmente enrasado con el revestimiento interior del techo. Esta palanca emerge automáticamente después de pulsar la tecla correspondiente. Girándola después hacia la izquierda se desbloquea el pestillo de cierre, y la capota queda liberada del anclaje situado en la parte superior del marco del parabrisas. Simultáneamente, los elevalunas eléctricos bajan los cristales laterales unos 60 milímetros. Hasta ese momento, las lunas permanecen introducidas en la goma integrada en el contorno de la puerta, donde un complejo diseño multiperfil proporciona una perfecta insonorización. Por último, el ocupante puede plegar la capota de forma manual o –si se ha solicitado esta opción- por medio del mando eléctrico.

    La capota electrohidráulica se puede plegar y desplegar en sólo 13 segundos

    Si el New Beetle Cabriolet ha sido equipado con el sistema electrohidráulico de la capota, se percibe además una señal acústica al terminar cada acción de pliegue o despliegue de la capota de lona. Después de desbloquear el mecanismo de cierre en la parte delantera del techo, el conductor o su acompañante pueden activar el accionamiento automático con sólo pulsar una tecla situada a un lado de la palanca del freno de mano. No obstante la complejidad técnica del mecanismo de apertura, la capota se pliega o despliega en sólo 13 segundos.

    Volkswagen ha equipado de serie el New Beetle Cabriolet con una funda protectora armonizada con el color interior del vehículo. Este elemento bien tensado envuelve la capota de lona y la protege contra la suciedad cuando se ha previsto que permanecerá plegada durante un tiempo.


    3. La seguridad pasiva en el New Beetle Cabriolet

    El New Beetle Cabriolet viene equipado de serie con airbags frontales y laterales delanteros, lo que lo convierte en uno de los coches descapotables más seguros del mundo. Esta afirmación se confirma gracias al sistema de protección antivuelco de serie. Éste se encuentra integrado invisiblemente detrás de los respaldos traseros. Distintos sensores gravitacionales y de impacto detectan la más mínima posibilidad de vuelco del vehículo y activan el mecanismo de protección a través de una unidad de control independiente. Si fuera necesario, un elemento protector emerge de forma automática detrás de cada asiento, lo que completa muy efectivamente el efecto de protección del marco del parabrisas reforzado para proteger de forma óptima a los ocupantes de las cuatro plazas del vehículo.

    El sistema de protección antivuelco se activa en 0,25 segundos; en conjunto con el marco del parabrisas conforma una muy efectiva unidad protectora

    Para ser más exactos, el sistema de protección antivuelco consta de dos módulos independientes ubicados detrás de los asientos posteriores y provistos de seis puntos de fijación en el doble tabique divisorio posterior, muy robusto. Gracias a un especial diseño, a base de perfiles extrusionados y al empleo de robustos pernos de fijación, el sistema de protección antivuelco puede soportar más fuerzas que los conocidos sistemas actuales.

    Cuando los sensores detectan o la posibilidad de vuelco del vehículo o un impacto (frontal, trasero, lateral), un sistema de desbloqueo de dos palancas activa el sistema de protección antivuelco automático, cuyos elementos emergen en un tiempo de tan sólo 25 centésimas de segundo, y en un recorrido máximo de 265 milímetros. Al final de su carrera, el elemento de protección permanece bloqueado. Si el techo del coche está cerrado, los elementos protectores accionados por resorte llegan hasta el revestimiento interior.

    La rigidez torsional del Cabriolet está a un nivel muy alto

    Además del sistema de protección antivuelco, la carrocería totalmente galvanizada (12 de años de garantía contra la perforación por corrosión) y reforzada en todos los aspectos más importantes, proporciona un muy elevado nivel de confort. Las medidas de refuerzo adicional de la carrocería y los efectos que tienen con relación a distintos tipos de choque que se señalan a continuación:

    Choque semifrontal – El New Beetle Cabriolet se distingue por una insignificante deformación en los espacios reposapiés delanteros y, por tanto, un mínimo riesgo de que los ocupantes sufran alguna lesión en las extremidades inferiores. Esta cualidad se ha obtenido de la manera siguiente:

  • Canalización extensiva de la fuerza a través de toda la estructura frontal, mediante un robusto conjunto metálico y adicionales uniones soldadas.

  • Empleo selectivo de refuerzos adicionales en la parte delantera del bastidor.

    Choque lateral – Mínima deformación y, por tanto, disminución significativa del riesgo de sufrir alguna lesión a través de las siguientes medidas implementadas por el equipo de desarrollo:

  • Empleo adicional de refuerzos de alta resistencia en los largueros del bastidor, los pilares centrales, las estructuras de puertas y el suelo del habitáculo.

  • Incremento de la sección de los largueros del bastidor.
  • Barras antichoque de máxima resistencia en las puertas.
  • Guarnecidos laterales específicos del Cabrio con efecto de degradación programada de la energía en caso de impacto.

    Vuelco del vehículo

    – La reducción de los riesgos al volcar el vehículo es un aspecto muy importante con relación a un coche descapotable convencional. En este apartado, el New Beetle Cabriolet presenta los siguientes elementos:

  • Sistema de protección antivuelco antes mencionado y armonizado con el marco del parabrisas reforzado.
  • Tabique divisorio posterior muy robusto para amortiguar adicionalmente las fuerzas que aparecen al volcar el vehículo.
  • El empleo del tabique divisorio posterior extremadamente robusto y otros elementos de refuerzo puntuales también contribuye a reducir las consecuencias de un choque en la parte trasera.


    4. El comportamiento estructural

    El mismo esfuerzo llevado a cabo en el New Beetle para dotarlo de esctructuras deformables en caso de impacto, se ha llevado a cabo para el desarrollo del Cabriolet. En cuanto a vibraciones se refiere, el comportamiento del bastidor monocasco es un aspecto clave al tratarse de un coche descapotable, sin techo rígido, ya que ésto podría inducir unas molestas vibraciones en el volante y unos desagradables movimientos de la carrocería en unas ciertas situaciones dinámicas. El nuevo New Beetle Cabriolet se opone a estos efectos con una muy alta rigidez torsional, el empleo de la unidad motopropulsora como elemento de amortiguación de vibraciones y un cárter de refuerzo de aluminio dispuesto debajo del motor, así como la integración de barras en disposición diagonal, en la zona del tren de rodaje posterior.

    El comportamiento estructural en condiciones dinámicas es referente en la categoría de los Cabrios y supera incluso el de muchos modelos de categoría más alta

    Las medidas antes mencionadas tienen unos efectos fácilmente perceptibles. El comportamiento de la estructura del New Beetle Cabriolet en condiciones dinámicas marca efectivamente la pauta. Y ésto no sólo en relación a los rivales de categoría similar, sino también comparándolo con muchos modelos descapotables de gama alta. Como ejemplo de estas virtudes, citar únicamente que los recorridos de oscilación en la zona del pilar delantero son hasta un 68 por ciento menores que en el rival de la siguiente categoría superior. La rigidez estructural la percibe el conductor del New Beetle Cabriolet, especialmente en forma de una completa ausencia de vibraciones en el volante de dirección.


    5. Espacio interior: un modelo vanguardista de cuatro plazas en la categoría de los descapotables compactos

    El New Beetle Cabriolet es un espacioso coche de cuatro plazas extremadamente habitable y muy confortable. El extraordinario carácter vanguardista del New Beetle presentado en 1998 ha evolucionado con el modelo Cabriolet y se ha buscado una armonización específica con relación al empleo de un techo abatible de lona. Por lo demás, se han trasladado inicialmente del clásico New Beetle la mayoría de los detalles, que no son específicos de un coche descapotable.

    Al abrir las puertas, se notan inmediatamente las primeras modificaciones. Por ejemplo, la ausencia de los convencionales botones de desbloqueo de las puertas. Pensando en el estacionamiento del New Beetle Cabriolet con la capota plegada, se emplean en su lugar diodos luminosos. Para desbloquear la puerta hay que accionar simplemente la manilla interior.

    Nuevo concepto del mecanismo de desbloqueo de los respaldos anteriores;la función de acceso fácil proporciona paso más cómodo a las plazas traseras

    Otro aspecto de nuevo desarrollo es el mecanismo de desbloqueo de los asientos delanteros (con función “Easy Entry”). Los correspondientes mandos son menos eminentes, teniendo en cuenta que tanto los pilares centrales como los revestimientos laterales posteriores del Cabrio penetran un poco más en el habitáculo. Ésto tiene una sencilla explicación de tipo técnico, por que el Cabriolet tiene también elevalunas eléctricos detrás, así como unas trampillas accionadas por pequeños servomotores eléctricos para ocultar algunos elementos del varillaje de la capota y, por último, algunos refuerzos adicionales en estas partes de la estructura. Todo ésto ocupa obviamente un poco más de espacio. Las lunas traseras se pueden bajar por completo, lo que no ha sido nada fácil de resolver técnicamente, a través de un novedoso y sofisticado mecanismo elevalunas. Por razones también obvias, se ha desarrollado totalmente nuevo el asiento posterior, que es algo más estrecho que en la berlina, y cuyo respaldo se utiliza de forma elegante para tapar los módulos de protección antivuelco.

    En un vano interior del reposabrazos central se puede instalar un cambiador de CD

    Pese a que la gran mayoría de los elementos del salpicadero proceden de la versión berlina, prácticamente toda la parte de la consola central entre los asientos delanteros presenta un nuevo diseño. El Cabriolet tiene en esta zona una caja, cuya tapa con cerradura lleva integrado el elemento apoyabrazos. Como elemento opcional, los clientes pueden solicitar un cargador para seis CDs, que se puede instalar en el vano interior del apoyabrazos. También es nueva la disposición de los portavasos para el conductor y el acompañante. Además, se ha desarrollado un nuevo soporte opcional de teléfono armonizado tanto funcional como estéticamente de manera perfecta con el equipamiento interior del New Beetle Cabriolet.

    Nuevos equipos de audio proporcionan óptima calidad del sonido al aire libre

    Volkswagen pone a disposición de los clientes del New Beetle Cabriolet una muy interesante gama de equipos de audio y un novedoso sistema de alarma antirrobo con sensor volumétrico. En el caso del New Beetle Cabriolet, al igual que en su versión cerrada, los equipos de audio están armonizados con la específica arquitectura interior. Evidentemente, al desplazarse con la capota plegada, el nivel de rumorosidad interior tiene que ser más alto, por lo que para el Cabriolet se han ajustado tanto la capacidad como la calidad sonora de los aparatos.

    Alarma antirrobo con sensor volumétrico a través de radar; protección especial cuando el Cabriolet permanece parado con el techo abierto

    El sistema de alarma antirrobo del New Beetle Cabriolet es muy sofisticado, ya que también protege el espacio interior del vehículo. Por razones que no hace falta explicar, un vehículo descapotable requiere de un mayor grado de protección que una berlina con techo cerrado. Además, también se necesita asegurar que la alarma no se activará por causas específicas y características de la carrocería descapotable, como por ejemplo una simple corriente de aire. La alarma antirrobo también protege eficazmente el interior del coche cuando éste permanece estacionado con la capota plegada.


    6. Motores y cambios: primer cambio automático de seis marchas en esta categoría

  • Completas motorizaciones de gasolina que se combinan con cambios manuales y Tiptronic.

    La gama de motorizaciones abarca inicialmente dos modelos de gasolina y, más adelante, un TDI. La mecánica de gasolina inicial es el 1.6 de gasolina con 102 CV/ 75 kW. El New Beetle Cabriolet de gasolina más potente es un 2.0 de cuatro cilindros y 115 CV/ 85 kW. Además, más adelante se comercializará el motor turbo diesel de cuatro cilindros e inyección directa de tipo inyector-bomba con 100 CV de potencia y un consumo muy contenido. Todos los motores cumplen con la normativa de emisiones UE 4.

    Todos los motores llevan acoplada una caja de cambios manual de cinco marchas. Como primicia muy interesante en la categoría de los coches descapotables, la versión 2.0 de gasolina también puede equiparse opcionalmente con una nueva caja de cambios automática de seis marchas (con función Tiptronic).

    Motor cuatro cilindros de 2,0 litros

    El cuatro cilindros de mayor capacidad (1.984 cc) en el New Beetle Cabriolet tiene una culata de aleación de aluminio refrigerada, de flujo transversal. Esta motorización entrega su potencia máxima de 115 CV/ 85 kW a un régimen de 5.400 revoluciones por minuto; el registro de par máximo de 170 Nm está disponible a 3.200 rpm. La motorización de 2,0 litros cumple con la norma de emisiones UE4. Con este motor de cuatro cilindros, el Cabriolet con cambio manual acelera a 80 km/h en 7,9 y a 100 en 11,7 segundos. El nuevo descapotable de Volkswagen llega a una velocidad punta de 184 kilómetros por hora y consume un promedio de 8,8 litros de gasolina cada 100 kilómetros.

    El cambio automático de seis marchas

    Otro aspecto novedoso es la nueva caja automática de seis marchas en el New Beetle Cabriolet. Volkswagen es actualmente el único fabricante del mundo que dispone de una transmisión de seis marchas instalada transversalmente. Los programas de cambio se adaptan de forma automática a las condiciones dinámicas (por ejemplo superficie inclinada o uso de remolque). Como alternativa de empleo, la función Tiptronic de la caja de cambios permite conectar manualmente las marchas de forma secuencial (+/-). Para más agilidad y alegría de conducción, se ha implementado el programa de cambio deportivo “S”.

    En relación al New Beetle, el escalonamiento del cambio es significativamente más abierto, lo que contribuye a mejorar tanto los niveles de rumorosidad mecánica como los consumos.

    En cuanto al diseño mecánico, la nueva caja de cambios automática de seis marchas se distingue por la utilización de un conjunto planetario de tipo “Ravigneaux”, combinado con un conjunto simple de satélites y cinco elementos de fricción comandados de forma electrohidráulica. Como elemento de arrancada, se utiliza un convertidor de par hidrodinámico que puede ser bloqueado, que contribuye de forma significativa a la disminución del consumo y las emisiones de escape. El funcionamiento del cambio está gestionado a través de una unidad de control electrónica independiente, que asegura además la comunicación con el motor y los restantes módulos del coche. Esta nueva caja de cambios puede transmitir una fuerza de más de 300 Nm. Para facilitar el servicio, el cambio lleva una carga de aceite de por vida.


    7. Suspensiones

  • Refuerzos en los anclajes de la dirección eliminan vibraciones

  • El chasis del New Beetle se ha trasladado al Cabriolet

    El chasis del New Beetle ya despunta por su carácter refinado y confortable, por lo que no ha sido necesario modificarlo para el uso en la versión Cabriolet. Las suspensiones independientes delanteras son de paralelogramo deformable formado por trapecios. En el tren posterior, se observa un eje de torsión de brazos interconectados, también con suspensión independiente y barra estabilizadora, así como resortes helicoidales y amortiguadores hidráulicos. Esta configuración proporciona tanto máximas reservas de seguridad como muy elevados niveles de confort. Barras estabilizadoras delante y atrás contribuyen a disminuir la inclinación de la carrocería en las curvas. Todas las versiones del Cabriolet tienen además dirección servoasistida de cremallera con volante regulable en altura y distancia.

    El equipo de frenado comprende discos en las cuatro ruedas (delante autoventilados). Por lo que se refiere a los controles electrónicos, el sistema de frenos está combinado con antibloqueo ABS combinado con el sistema de distribución electrónica de la fuerza de frenado EBV, el sistema de control electrónico de estabilidad ESP, bloqueo electrónico del diferencial EDS, y sistema antideslizamiento ASR, ofreciendo así las más altas cotas de seguridad.


    8. Equipamiento del más alto nivel

    El New Beetle Cabriolet, además de todas las prestaciones y la positiva impresión que pueda causar a primera vista, es aún mucho más que eso. Es un descapotable lleno de detalles, no sólo estéticos sino también destinados a la seguridad y al confort.


    EQUIPAMIENTO DE SERIE

  • Airbags para conductor y acompañante
  • Airbags laterales para conductor y acompañante
  • Sistema activo de protección antivuelco
  • ABS, ASR,EDS, ESP
  • Capota electrohidráulica
  • Volante de tres radios, pomo palanca de cambio y empuñadura freno de mano de cuero
  • Cierre centralizado con control remoto
  • Aire Acondicionado
  • Preinstalación anclajes ISOFIX
  • Espejos exteriores regulables eléctricamente y calefactables con intermitentes integrados
  • Llantas de acero 6Jx16 y neumáticos 205/55 R16.
  • Llantas de aleación ligera Route 6 ½ J x 16 y neumáticos 205/55 R16 ( para 2.0 115 CV)
  • Elevalunas eléctricos delanteros y traseros.
  • Radio Gama diseño “New Beetle”
  • Cinturones de seguridad automáticos de tres puntos
  • Alfombrillas textiles delanteras y traseras
  • Preinstalación para cambiador de CD’s en el apoyabrazos central


    EQUIPAMIENTO OPCIONAL

  • Dispositivo para remolque
  • Faros antiniebla
  • Control de distancia de aparcamiento
  • Cargador de 6 CD’s
  • Sistema de regulación de velocidad
  • Sensor de lluvia
  • Preinstalación para teléfono móvil
  • Paquete invierno
  • Bolsa portaesquís
  • Tapicería de cuero


    Nota: Los precios relacionados con los modelos de este dossier, están disponibles en el apartado Precios de esta web de prensa.